CAPAZ | Una experiencia académica y cultural
23298
post-template-default,single,single-post,postid-23298,single-format-standard,tribe-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.5.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

Una experiencia académica y cultural

Una experiencia académica y cultural

Por Yenifer Yiseth Suárez
Estudiante de Doctorado en Derecho
Universidad Nacional de Colombia

Participar en la escuela de verano en la Universidad de Giessen ha sido una experiencia enriquecedora y gratificante. En el mes de junio de este año, tuve la fortuna de recibir un correo de parte del Instituto CAPAZ en el que se me otorgaba una beca para participar del citado programa, aunque para ese momento no lograba dimensionar lo que esto significaría en mi formación académica, profesional y personal.

En primer lugar, se trató de incursionar en una cultura nueva, que hizo que desde el primer día todo fuera un aprendizaje. Adicionalmente el programa se dirigía a estudiantes de todas las edades, niveles y culturas, lo que implicó que cada interacción significara un intercambio cultural, idiomático y de conocimientos.

Por otro lado, fuimos seis mujeres colombianas las que tuvimos la oportunidad de participar en el programa, lo que generó un escenario de diálogo participativo, el cual me permitió interactuar con profesionales en diferentes áreas y universidades que no había tenido la oportunidad de conocer anteriormente.

Es importante resaltar que participé de dos cursos: uno en el área de Derecho Constitucional y otro en el de Ética y Derechos Humanos. En el primero, la participación de tres profesores de Alemania, Estados Unidos y Colombia, me permitió ampliar mi conocimiento sobre el Derecho Constitucional en una perspectiva comparada y a profundidad, algo significativo para mi carrera profesional, así como para el desarrollo de mi programa de doctorado.

Con lo anterior, vale la pena resaltar que las actividades académicas programadas por la organización de la Escuela fueron relevantes para que el conocimiento teórico recibido se volviera práctico y visible dentro de la cultura alemana.

En lo referente al curso de Ética y Derechos Humanos, se trató de un acercamiento a la responsabilidad no sólo social sino jurídica de los actores empresariales en los contextos estatales, y la responsabilidad de los estados en la persecución y reducción de la impunidad. Estos son aspectos con especial importancia para el proceso de construcción de paz que en la actualidad se adelanta en Colombia y del cual todos somos partícipes.

Finalmente, haber tenido la posibilidad de recibir un curso intensivo de alemán, me permitió acercarme no sólo a la lengua sino a la comprensión de la cultura, así como la posibilidad de compartir con los que eran parte del programa de Biotecnología, lo que me acercó a nuevas disciplinas. A pesar de la complejidad de la lengua alemana, este acercamiento me motivó a continuar el aprendizaje y tener la posibilidad de regresar.

Haber obtenido la beca para el programa de la Escuela de Verano en la Universidad de Giessen ha sido una de las mejores experiencias que he vivido. Por un lado, todo el aprendizaje recibido es de máxima utilidad para ponerlo a disposición de la consolidación de Colombia en el marco del proceso de construcción de paz, y por otro, el haber tenido la oportunidad de conocer personas con las cuales espero afianzar relaciones académicas y personales es algo muy grato para mí.